Contigo

Salir una tarde soleada y caminar a tu lado conjugándome.
¿Eso es posible?
Me estoy replanteando muchas cosas, entre ellas, que si tienes que irte, que te vayas ya. Que me sueltes el bombazo y el acto siguiente sea destruirme de un balazo. Y que de un portazo derrumbes nuestro hogar. Que se caigan las murallas, tan altas, tan solidas y, a la vez, tan frágiles; de sentimientos, de porqués.
De dudas, de después.
Soy tan ruda a veces, que la fastidio siempre. Y, otras, que me quedo muda.
Ya no es que pueda, sino que no quiero.

Un pensamiento en “Contigo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s